¿La recuperación económica se debe al Comercio Exterior?

¿La recuperación económica se debe al Comercio Exterior?

Desde que inició la pandemia, México contrajo problemas económicos de enormes proporciones, los escenarios que enfrentó durante el año 2020, no solo fueron los generados por la crisis sanitaria, sino los que venía acumulando desde años atrás. Las principales actividades económicas en el país se deben a la industria de servicios, pues son las que generan las mayores aportaciones al PIB.

Cuando el confinamiento a nivel mundial comenzó a ser sumamente estricto, la dinámica de oferta y demanda enfrentó uno de los más grandes retos de su historia, pues el desajuste fue gigantesco y la oferta no satisfacía en lo absoluto la enorme demanda existente de productos y servicios, por lo que uno de los caminos más viables, fue optar por la diversificación. Esto causó que surgieran nuevos negocios que hasta el día de hoy siguen funcionando y pasaron a formar parte del circuito económico.

Específicamente para el comercio exterior y la industria logística, emanaron múltiples opciones para subsanar la demanda, pues los límites de contacto físico exigieron soluciones para sustituir todo lo que la pandemia no permitía. Uno de los aspectos más destacables fue la evolución e inversión de tecnología para no depender completamente del trabajo presencial, creando métodos que en la actualidad se han vuelto necesarios para el ritmo de trabajo, aún cuando el confinamiento es prácticamente nulo en la mayoría de los países.

Así, todas las herramientas y soluciones que se han sumado a las mejores prácticas de la industria siguen en un proceso de constante mejora e innovación, en el caso mexicano, las dependencias encargadas de regular al gremio se han visto obligadas a modernizar los procedimientos para disminuir tiempos y costos. En la actualidad, es extraño que alguna empresa no cuente con al menos alguna solución tecnológica para hacer funcionar su negocio.

De esta manera, el comercio exterior se ha posicionado como un aspecto clave de la recuperación económica, a través de los esfuerzos en conjunto que se han realizado entre dependencias gubernamentales, asociaciones y cámaras gremiales, empresas, y demás actores, se ha conseguido un repunte que no solo beneficia al sector industrial en cuestión, sino que se coloca como un elemento que impulsa la derrama económica nacional y beneficia al país como un todo.

Los niveles de exportación que ha alcanzado México son muy positivos y permiten explicar que la competitividad es un pilar esencial del crecimiento, pues parte del atractivo logístico del país y que lo ha impulsado tanto, es tener costos operativos menores a los de otros países, lo cual lo convierte en punto de entrada para las exportaciones hacia Estados Unidos (EE. UU.) por ejemplo. El transporte de carga por carretera representa poco más del 50% del valor total de las exportaciones con el vecino del norte.

También se tiene registro de un incremento de importaciones que puede traducirse en un incremento de las compras nacionales de ciertos bienes para manufacturar y posteriormente retomar las exportaciones de productos terminados. En lo que resta de 2022, las exportaciones continuarán creciendo y se estima que cerrarán en un porcentaje muy alto comparado con los dos años anteriores.

La economía presenta cifras que generan mayor certidumbre y estabilidad, pero persiste la necesidad de captar mayor inversión extranjera, incrementar y mejorar la infraestructura logística del país, seguir apostando por el comercio exterior como un eje indispensable del desempeño industrial, económico y financiero en México.

Relacionados

Deja tu comentario Los campos requeridos están marcados *

EnglishSpanish